Turismo religioso

BEATA MARIA CRESCENCIA

El día 20 de cada mes cientos de creyentes asisten a la misa en conmemoración de la muerte de la Beata Hna. María Crescencia Pérez, llamada Dulce Violeta Argentina, y en especial los 20 de mayo, aniversario de su fallecimiento. Actualmente, está en proceso de Canonización, fue beatificada el 17 de noviembre de 2012. Nacida el 17 de agosto de 1892 en San Martín, Provincia de Buenos Aires, sus restos descansan en la Capilla Nuestra Señora del Huerto de nuestra ciudad.

Su tumba es contantemente visitado por numerosos peregrinos de todas partes del país, que llegan para venerar sus restos, pedir ayuda o agradecer favores.

EL milagro

La Hna. Beata María Crescencia Pérez falleció en Chile el 20 de mayo de 1932, tras una grave enfermedad, pero sus restos fueron trasladados a la Argentina 34 años más tarde. Al abrir el féretro, para sorpresa de todos, el cuerpo y el hábito se encuentran intactos. A partir de entonces se le adjudican favores y milagros. En Quillota, Chile, estando las hermanas reunidas percibieron una fragancia semejante al perfume de de las violetas, que permaneció varios días dentro de los muros del colegio. Ante este hecho inexplicable, la Superiora, dijo: “Ha muerto la Hna. Crescencia”. Inmediatamente llego un telegrama avisando su muerte. Desde 1982 sus restos descansan en Argentina.

Capilla Nuestra Sra del Huerto – Calle Hna Maria Crescencia Perez 646 – Tel.: 02477- 417752.

Los pasos que la llevaron a los altares

1983 – Se traslado su cuerpo, desde Quillota, Chile, al panteón de las Hermanas en Pergamino.
1986 – Con motivo de la apertura del proceso diocesano en orden a su beatificación se traslado a la Capilla del Huerto.
1990 – La Congregación para las Causas de los Santos abrió el proceso en Roma.
1999 – Como para la beatificación es necesario, según las Normas, presentar un milagro, el 25 de agosto de ese año, en el Arzobispado de Buenos Aires, se dio comienzo el proceso de una presunta curación milagrosa de una joven, Sara Pane.
2000 – En abril se clausuró el proceso y se envió al Vaticano.
2004 – Enero. Los Consultores Teólogos estudiaron, analizaron y confirmaron la heroicidad de las virtudes.
2004 – Mayo. Los Padres Cardenales reunidos en Congreso dieron su juicio definitivo y afirmativo.
2004 – Julio. El Santo Padre Juan Pablo II promulgó el Decreto de la heroicidad de las virtudes, declarándola “Venerable”.
2010 – La Junta Médica del Vaticano, declaró por unanimidad la curación de la joven Sara Pane, como instantánea, duradera y sin el concurso de la ciencia.
2011 – Mayo. Los asesores Teólogos analizaron la parte teológica del milagro y unánimemente definieron la sobre naturalidad de la curación.
2011 – Noviembre. En Asamblea Ordinaria, los Cardenales y Obispos se reunieron para la definición del Proceso “Super miro”.
2011 – Diciembre. El Santo Padre, Benedicto XVI aprueba definitivamente el milagro para proceder a la beatificación.
2012 – 17 de Noviembre, día de su Beatificación.